Page 12

Unilibros de Colombia Edición n.° 24 - 2017

Entrevista a Carmen Millán “Pienso también que los investigadores debemos dar cuenta de lo que estamos haciendo, pienso que debemos publicar” Carmen Millán es autora de múltiples ensayos y libros, ha trabajado en programas de radio especializados, fue profesora e investigadora de la Pontificia Universidad Javeriana y actualmente es la Directora del Instituto Caro y Cuervo. En esta entrevista nos cuenta sobre la edición universitaria hoy. Por Nicolás Morales, Director de la Editorial Pontificia Universidad Javeriana, y Daniela Márquez Torres, estudiante de Filosofía de la misma universidad. Nicolás Morales: me interesa que hablemos de edición universitaria. ¿Cómo ves el proyecto que se propone hoy desde las editoriales universitarias? Carmen Millán: trabajé durante 17 años en la Universidad Javeriana con un proyecto exquisito, y fue el programa editorial del Instituto Pensar. Teníamos una forma colegiada de discutir lo que queríamos publicar, lo que íbamos a hacer y, además, con un comité editorial de lujo, usted bien lo sabe. Allá se evitó, a través de eso, que llegara cualquier persona y dijera “me tienen que hacer este libro”. No, tenía que pasar por un proceso juicioso que incluía el diálogo. Sí creo que ha habido un cambio en la edición universitaria y está relacionado con los paradigmas bibliométricos impuestos por Colciencias. A veces encontramos colegas que están pendientes de cuándo va a ser la siguiente convocatoria de medición de Colciencias y cuánto es el tiempo que una editorial se gasta para hacer la revisión de pares, para que el libro salga y sea visible en la medición. Entonces, en algunos casos, hay colegas que están más pendientes de la noticia de la publicación que del contenido de la publicación y a mí eso me produce profundo dolor, pues implica un compromiso ético muy duro. Creo que uno debe estar pendiente de lo que está pasando en su continente, en el mundo; tener un programa de traducción y de permisos y estar abierto a todo lo que compromete mover el pensamiento que se produce en el país. Por ejemplo, los libros que son compilaciones en algún momento dejaron de ser considerados libros “producto de investigación” por Colciencias; ese criterio fue acogido en algunas universidades. Ser editor de un libro no daba puntos en Colciencias, lo cual es absurdo y delata una confusión muy grande. Le voy a poner un ejemplo de martirologio personal: el libro Pensar (en) género. Teoría y práctica para nuevas cartografías del cuerpo, | Entrevista a Carmen Millán 10|


Unilibros de Colombia Edición n.° 24 - 2017
To see the actual publication please follow the link above